jueves, 25 de diciembre de 2014

MENSAJE SEMANAL DE MELQUISEDEK DEL 21 AL 28 DE DICIEMBRE DE 2014- JULIE MILLER


Cualquier tipo de confrontación, sin importar cuál sea, es una de las cosas más difíciles de aprender a manejar. Sin importar si la confrontación es amable u hostil, necesitns aprender cuándo no confrontar a alguien. No importa en qué etapa de la vida se encuentren, se van a encontrar encarando muchas situaciones precarias donde se les darán amplias oportunidades para tomar el camino más noble — donde permitan que se deje de mencionar cierta idea u opinión a fin de de mantener el autorespeto, la integridad y el equilibrio de su persona interna.

Queridos míos, la cuestión es cómo saber cuándo es tiempo de retroceder un paso y dejar ir las cosas en vez de argumentar o presentar obsesivamente su opinión. Hay algunas cosas a considerar, y para ello se requiere que reflexionen un poquito. Ustedes saben con qué facilidad se pueden involucrar tan profundamente con una opinión o idea que siguen argumentando a su favor aún cuando no es el mejor modo de proceder. Muchos queridos seres se rehúsan a dejar ir las cosas principalmente porque temen que se les vea como débiles, pero en verdad ello demuestra que ustedes son lógicos y controlan su lado reactivo cuando se presenta una nueva información.

Cuando se dan cuenta de que su idea u opinión pudiera no haber sido correcta, es buena idea admitir que están equivocados. Pueden demostrar maduramente que cuando se presentó la nueva información cambiaron de opinión. Muy posiblemente pudieran pedir información extra a fin de ampliar sus conocimientos y permitirse ver desde la perspectiva de la otra persona. Recuerden, queridos míos, que todos tienen algo significativo a compartir, algo que es importante, y siendo considerados y estando dispuestos a escuchar lo que otros dicen probará a menudo que sus opiniones están equivocadas y que pueden mejorar sus ideas aprendiendo con los demás cuando ellos comparten sus ideas, conceptos y maneras.


Cuando eligen conscientemente no ir tras su idea u opinión cuando trabajan con otros para alcanzar una meta común o proyecto, lo que están diciendo sin palabras es que esa meta o proyecto en particular es importante y que le están dando una mayor importancia por encima de su propia agenda personal que a veces es egocéntrica. Cuando haya otra ocasión en la que deban ser firmes con su idea, quienes están trabajando con ustedes sabrán que le están dando prioridad por las razones correctas y no solamente para tener la razón.


A diario se encuentran con personas que a veces no conocen. ¿Han tomado alguna vez una posición defensiva con esta gente, gente con quien trabajan, con su familia, amigos o inclusive con quienes están en la misma fila que ustedes? Esto pudiera pasar por muchos motivos, pero usualmente tiene mucho que ver con que la gente les dice que están equivocados o que no han hecho lo que les tocaba de su parte eficientemente, y tal vez ustedes demostraron tener poca influencia. Las consecuencias negativas pueden surgir con facilidad, mostrando su fea cara cuando las expectativas sobre los demás están basadas en alguna opinión interna que ustedes tuvieron. No siempre tienen una idea clara de lo que está frente a ustedes en cualquier situación, pero pueden elegir a cada intervalo cómo manejarse a sí mismos de manera responsable y madura cuando se ven enfrentados con una situación difícil. Pudieran decidir que el mejor curso de acción es retractarse cuando la información compartida tenga hechos indisputables que apoyan el motivo por el cual ustedes están trabajando junto con otra persona.


Ustedes han tenido muchos momentos en los que han tenido la razón, y por lo tanto mostrando claramente que no ejercen una influencia, pero tal vez se topen con alquien que trabaja con ustedes, posiblemente un colega de trabajo, un miembro de la familia, amigo o asociado que se está comportando irrazonablemente y está escalando la situación con acalorada hostilidad. Cuando se da rienda suelta al mal genio, en vez de añadir más leña al fuego poniéndose a la defensiva ustedes también, simplemente salgan del cuarto hasta que la persona que ha estallado con acaloradas emociones se haya calmado y sea razonable de nuevo. El gritar, el levantar la voz e insultar no es productivo ni es maduro ni demuestra que se es responsable.


Si están hablando con alguien y se dan cuenta de que lo que están hablando se ha vuelto negativo pueden tratar de reenfocar la conversación demostrando así que respetan mucho y aprecian lo que la otra persona está diciendo y que están dispuestos de aprender más de los por qués y los cómos de su forma de pensar. Ustedes están tratando de suavizar una posible situación enojosa mostrando que pueden ser amigos, uno que está abierto y dispuesto a escuchar. Aún después de que todos sus esfuerzos astutos y conscientes para regresar la conversación a algo positivo muestran claramente que no están conduciendo a nada, lo único que pueden hacer es tomar el camino más elevado, no ceder a la tentación de argumentar. Se les alienta a demostrar gratitud por ver las cosas desde una perspectiva diferente, y cuando se hayan calmado tal vez puedan reunirse de nuevo. Aprender a trabajar juntos. . . ello requiere el mismo esfuerzo para dar y recibir, residiendo en los confortantes brazos de la compasión y el respeto.


Requiere una gran disciplina controlar sus emociones reactivas. Cuando interactúen con otros, traten de vigilar sus propios pensamientos y actitud al entablar cualquier conversación o situación que se realice con más de una persona. Estando conscientes de sus propios pensamientos, sentimientos y emociones pueden elegir con mayor facilidad el modo de responder adecuadamente en cada momento.


La vida puede ser muy impredecible en general. No obstante, sin importar si la situación en la que se encuentran es personal o profesional, no siempre van a tener la última palabra y eso no es un problema. Díganle a su ego que se vaya a descansar y que ustedes tienen todo bajo control. Elijan el camino más noble y muestren madurez demostrando que son capaces de trabajar juntos con otros y harán lo mejor que puedan para no añadir nada que empeore cualquier situación acalorada y tensa. Pero a fin de cuentas, es igual de importante saber cuándo dejar ir y cuándo permanecer firmes en lo que sienten en su corazón es correcto. Mucha gente dice estar siguiendo su intuición, sus instintos, sus corazonadas, y algunos dicen estar siguiendo su corazón. . . todos tienen razón en principio. Están escuchando a su propia voz interna sobre cómo mejorar la situación, si es posible, aprendiendo a darse la vuelta y mantener su integridad y auto-respeto intactos.


Esta trayectoria es suya. Ustedes la andan solos, pero se cruzan camino con muchas y diversas personalidades de diversas culturas y formas de vida que ayudan a añadir carácter y color para que aprendan y crezcan juntos. Muéstrense abiertos a aprender nuevas maneras, muestren que pueden ser amigos. . . de alguien del que puedan depender y ser un buen oyente. Nunca se sabe, podrían ser capaces de cambiar una situación negativa simplemente mediante su comportamiento calmado y compasivo.

SOY Melquizedek


… via Julie Miller




http://lightworkers.org/channeling/208604/you-got

No hay comentarios:

Publicar un comentario

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...