miércoles, 13 de agosto de 2014

O.M. AIVANHOV a travésde Jean Luc Ayoun 23 marzo 2006




O.M. AIVANHOV
23 marzo 2006



Audio
https://www.yakitome.com/tts?a=T&b=1005758&c=ZxBL2p4cEWXB

El paso a la quinta dimensión, o la sacralización del planeta, o la multidimensionalidad no se hará sin los humanos, a condición de que los humanos acepten ciertas reglas de funcionamiento de la humanidad, de la socialización, pero también a título individual, que son muy importantes. Y bien, primero de todo, como sabéis vivís desde hace muchas vidas, de milenios, en un mundo que funciona basado en la distancia, separativo, que os ha hecho construir la individualidad, una personalidad que considera que todo lo que no es él, es externo a él, donde hay una distancia entre uno y lo que no es ese uno. Pero a otro nivel de consciencia, hay que entender que esta separación, este distanciamiento arbitrario querido por los planos dimensionales, no es en absoluto reflejo de la realidad.

La realidad se sitúa en otra dimensión, como se ha dicho en todos los hemiciclos, en todas las religiones, en todas las tradiciones que han encarnado en este planeta. Hay espacios dimensionales en que esta noción de separación no existe, donde la Luz se propaga de otra forma que la que conocéis vosotros. Lo que llamamos el “más allá” si lo preferís, los mundos en que el alma transita después de la muerte, donde el alma evoluciona sin el cuerpo. La diferencia esencial consiste en que con la sacralización, se da un fenómeno esencial que se ha llamado ascensión pero con el cuerpo, no sin el cuerpo.


El cuerpo debe vivir una transformación importante a nivel celular, a nivel del ADN, a nivel de la configuración anatómica. Sin embargo el fenómeno más importante corresponde a modificaciones fundamentales de las reglas de funcionamiento. Estas reglas de funcionamiento derivan directamente de lo que yo he dicho al principio, a saber el paso a un estado de consciencia donde el distanciamiento, la separación no existe ya, donde todo es uno, donde todo se produce fuera del espacio-tiempo que conocéis vosotros.


En estos mundos que son los mundos de Luz, no hay sitio ya para el ego, no hay lugar ya para la separación. Todo pensamiento es emitido, comprendido y recibido al mismo tiempo por todos los seres a los que se dirige. No hay ya la barrera del distanciamiento, de la separación propia de la tercera dimensión. Hay ciertas reglas de funcionamiento que van más allá, en particular el funcionamiento de la Luz y el funcionamiento de las entidades individuales, personales, que tal como conocéis vosotros hoy, no está en absoluto en vigor en estos mundos multidimensionales.

El aspecto más importante es que el espacio/tiempo tal como lo habéis vivido desde hace 50 000 años, no tiene en absoluto el mismo impacto. Por eso hay que comprender que las cosas no evolucionan de la misma manera, en particular lo que vosotros denomináis el amor universal, el amor cósmico. Como decía mi Maestro Bença Deunov, esto corresponde a algo que debe ocurrir y que debe llevar a una mutación muy importante, mutación de los cuerpos como he dicho, pero también de los modos de funcionamiento de la consciencia. Pero, ocurre que no se puede funcionar en estos modos multidimensionales si se conservan ciertos modos de funcionamiento que pertenecen a la tercera dimensión.

Entonces, yo sé que en las tradiciones se ha hablado de ascensión personal, de realización personal, de ciertos procesos que ocurrían en cierto momento ante un cierto umbral, ahí donde se encuentra el famoso guardián del umbral que custodia el acceso a esos estados multidimensionales. La cosa es totalmente diferente hoy, porque lo que antes era posible para un individuo, para algunos individuos, hoy se vivirá en colectividad y el rol social (en sentido de grupo) es muy importante, puesto que solo hace falta para acceder a ese estado dimensional a título individual, abandonar todo lo que eran los modos de funcionamiento en la tercera dimensión.

En la quinta dimensión el miedo no existe, las ataduras no existen. Lo que quiere decir que desde ahora debéis trabajar esencialmente sobre las ataduras. ¿Qué es lo que os ata? No a la vida, no a este mundo, sino ¿qué es lo que os frena en vuestra evolución, en vuestra ascensión? ¿Qué es lo que hace que permanezcáis en una cierta pesadez? ¿Cuáles son las ataduras que os hacen vibrar, que os retractan y os impiden la expansión de vuestra consciencia? Estas son las cuestiones esenciales que uno se debe plantear hoy, nada más que esto. Las reglas ahora podrían desarrollarse hasta el infinito. No voy a describiros totalmente la vida en la quinta dimensión.

La gran diferencia: ¡es como si fuera el más allá pero con el cuerpo! Se parte con el cuerpo y no sin el cuerpo. Es una diferencia esencial. Cuerpo que en las próximas generaciones será muy diferente de lo que es hoy. Hay transmutación a todos los niveles. Pero lo más importante que vais a hacer hoy en los tiempos presentes, es una revolución de la consciencia. Es necesario hacer introspección en sí mismo,
comprender cómo se funciona, comprender cuáles son las barreras que hemos puesto nosotros mismos con la encarnación de esta vida presente que nos impiden ir hacia la ligereza, ir hacia la elevación, hacia esta ascensión, hacia ese cambio dimensional al que nuestra alma aspira desde hace tanto tiempo. He aquí lo que quería deciros en relación a esta primera cuestión.

Pregunta: en el marco de la quinta dimensión ¿permanecemos en la Tierra?

La quinta dimensión se encuentra en la Tierra. Es la Tierra la que pasa a quinta dimensión. Y vosotros la acompañáis o no la acompañáis, pero no es cuestión de irse a otra parte. Vosotros no vais a tomar una caja de hojalata para ir a otro planeta. ¿Qué son esas historias? La sacralización del planeta y la ascensión de la Tierra a la quinta dimensión, es lo que vais a vivir. Vais a acompañar a la Tierra. No es cuestión de tomar no sé qué, para ir a no sé dónde. Es la Tierra en su totalidad la que pasa a quinta dimensión y el conjunto del sistema solar. Efectivamente, cuando vosotros accedéis a la quinta dimensión, es totalmente irreversible. No es posible volver a la tercera.

El compromiso del alma, del espíritu que accede a tercera dimensión es incompatible con un retorno a la tercera dimensión. Comprended que no es posible irse así. Cuando se habla de fenómenos de ascensión, de elevación, uno no se eleva con el cuerpo para subir a los cielos, a las nubes o a una caja de lata, o a una nave de Luz. ¡No! Es la tierra entera la que asciende su nivel vibratorio. Y por el contrario, aquellos que no pueden seguirla, decidirán partir, sea en masa mediante fenómenos colectivos, o bien porque sean sometidos a fenómenos de apartamiento. Retirada es un término no muy agradable, pero que corresponde sin embargo a una realidad: un retiro, un reciclado de almas que partirán para un ciclo nuevo de 50 000 años en otra parte, no aquí.

La Tierra asciende a quinta dimensión. La vibración terrestre espera ese momento desde hace mucho tiempo. De alguna forma en el centro de la Tierra, hay un núcleo cristalino que es el reflejo total de los mundos de los que procede la Tierra, es decir de la décimo-octava dimensión, de los mundos de Orión. El sol también, que es de una dimensión muy superior, debe hacer un salto cuántico de nivel vibratorio. Todo el sistema solar y el conjunto de la galaxia deben ascender una octava. Aquellos que no puedan subir una octava, como diría, serán reorientados para recomenzar un nuevo ciclo, simplemente. Entonces, la subida a quinta dimensión no es algo que se hace despidiéndose de los otros y haciendo “Cu-cu”.

Pregunta: háblenos de las dimensiones más allá que la quinta y del sol central de Sirio.

Damos un gran salto cuántico. Pasamos de la quinta a la vigésimo-cuarta.

Son mundos muy difíciles de describir o de aprehender con palabras. Creed que durante millones de años cualquier chispa divina, todo espíritu que haya tomado cuerpo un día, encontrará esas dimensiones ampliamente más etéreas que la quinta. Pero el tiempo que debéis pasar en quinta dimensión es una escala de tiempo que no tiene nada que ver con 50 000 años porque el tiempo se despliega de manera diferente, como os decía. Y cuando llegáis más allá de la décimo-octava dimensión, ya no hay más posibilidad de corporeidad. Es la Luz pura.

Pero esta Luz presenta una cierta estructura. Esta estructura es una forma triangular. Hay seres vivientes, en el sentido en que lo entendemos nosotros, dialogando, comunicando, entrando en relación que están en las dimensiones vigésimo-cuarta (o incluso más alto) pero que están en una trinidad total de Luz. Se presentan como triángulos luminosos. Ahora, cuando esas formas Divinas descienden a los planos vibratorios y llegan a manifestarse hasta la onceava, toman una forma de apariencia de Luz.

A veces pueden presentarse como un arcángel que tendrá una forma luminosa vibrando muy rápido, una altura de 2,50 metros o 3 metros, extremadamente fina, en que se ve un contorno vagamente antropomorfo, es decir, vagamente una forma humana pero no siempre. Hay formas que no son específicamente humanas, humanoides. Tenéis razas que viven, no entre vosotros en la Tierra, sino en la intra-Tierra, que son delfinoides que tienen formas de delfines, que no están en el elemento agua, sino en el elemento aire. Más allá del elemento aire, está el éter. Y más allá del éter, hay otros constituyentes en que el éter es la vibración más baja.


Vosotros podéis concebir, imaginar que estas dimensiones representan cada vez una complejidad con la dimensión que le es inmediatamente inferior pero cada vez con una noción de reversión en que las configuraciones de Luz, los constituyentes de la Luz no son ya los mismos. Cuando se habla de Luz en tercera dimensión, Luz aquí presente, habláis de fotones. Eventualmente, un clarividente que viera el éter, hablaría de glóbulos de vitalidad, de prana. Pero sabed que la organización de la Luz en la quinta dimensión no tiene nada que ver con una organización circular sino hexagonal, es decir de seis lados. Mientras que cuando llegáis a los mundos de la onceava dimensión, la organización de la Luz se realiza de forma triangular. Cada vez hay especificaciones, yo diría, de la Luz y de la consciencia, pero también de las formas que son vivientes que están ordenadas de manera diferente y cuyo funcionamiento no es en absoluto individual sino colectivo. Es un funcionamiento de masa. Pero es difícil de explicar con palabras.

Ahora, no esperéis que os haga descripciones poéticas de lo que pasa en la vigésimo-cuarta dimensión y más allá. Es muy complejo. Esto no puede explicarse con palabras. Puede eventualmente, percibirse a través de Luces que son de formas particulares. Ahora, hay efectivamente lo que se llama una jerarquía descendente generatriz de las dimensiones inferiores. Lo que debéis entender con esto, es que la tercera en la que evolucionamos nosotros, en la que yo he evolucionado durante mi vida, son las dimensiones que han sido generadas. Hay “dioses genitores” que vienen de muy alto que han enviado las “semillas”, las vibraciones semilla que han inseminado los planos vibratorios y en particular la tercera dimensión que se ha creado con la creación de la Atlántida. Antes de la Atlántida estaba Lemuria. Lemuria es una consciencia colectiva de segunda dimensión. Aun no había individualidad.

Ved que todo esto es un movimiento que se realiza en dos sentidos, descendiendo y subiendo, que se escalan en millones de años. La escala de tiempo de la tercera dimensión, aunque parezca demasiado largo, demasiado penoso a todo el mundo, cuando está vivo y se sufre, no representa nada en la escala de la evolución. Es algo muy breve en relación a cuando paséis a quinta dimensión y aun menos cuando paséis a la onceava, en algunos millones de años, por supuesto medido en el tiempo de tercera. La evolución de la vida es sin fin. No hay que creer que cuando uno muere se descansa en alguna parte, rodeado de no sé qué y que se permanece en estado beatífico. No, la vida es un trabajo permanente pero que viene acompañado de una irradiación, de una expansión permanente de la consciencia que va a ir hasta englobar una multitud de entidades individuales situadas en las dimensiones inferiores, que va a ir a incluir los sistemas solares, etc., etc., hasta crecer cada vez más. La vida es un crecimiento permanente en vibración esencialmente, en consciencia también. ¿Otra cuestión?

Pregunta: ¿cómo, en lo humano, cooperar al acceso a esta 5ª dimensión?

Una buena pregunta. Hay un cierto número de preceptos y de preconizaciones y consejos que se pueden dar que ya han sido abordados por muchos canales. Sin embargo, lo que se puede decir como muy importante, es que la primera cosa que debéis admitir, es que todas las referencias que habéis conocido hasta el presente (históricas, espirituales, sociales, culturales) todo aquello que ha marcado vuestro pasado, vuestra educación, hoy debe abandonarse. Lo que no quiere decir que haya que hacer “cui cui los pajaritos” para ascender. No es eso. Quiere decir que hay que estar totalmente lúcido en el instante que se está, haciendo abstracción de todos los pesos que se han cargado desde que se ha nacido.

El paso a quinta dimensión requiere dos palabras maestras. Primeramente, “soltar”. Ya lo dije en intervenciones precedentes: “Padre, hágase tu voluntad y no la mía”, sobre todo, no la mía. Esto se llama el abandono o soltar. En segundo lugar, cosa muy importante (esta es la gran revolución) es la “maestría”. Ya hay que parar de considerar que habrá alguien de fuera que vendrá a pellizcaros las mejillas y a llevaros a la quinta dimensión. Es una decisión que se toma a título individual, personal, a esto se llama maestría. No es el gurú. Esto no quiere decir “yo quiero, entonces es necesario que”. Quiere decir simplemente “yo sé lo que yo soy”, “yo soy el que soy”. Yo soy un ser de Luz, yo soy un ser Divino, yo soy un ser no separado que ha vivido en la separación, que ha vivido en el encierro de la tercera dimensión. Por tanto esto representa un cambio de paradigma, un cambio de paradigma muy importante.

Considerar que se es Maestro de Sí, considerar que todas las pruebas, todos los pesos que se toman, todas la maletas de buenas acciones, de malas acciones, de la educación de los padres, no existirán ya en la quinta dimensión. Esos guardafuegos que habéis puesto en torno (la seguridad social, la seguridad del empleo, la seguridad de los padres, la seguridad de los niños, la seguridad de la casa, del techo en el que se vive). ¿Quiere decir que haya que irse a vivir a la calle? No quiero decir eso. Quiero decir simplemente, que es necesario mirar todo esto con ojos nuevos. Son los elementos que hemos puesto para protegernos. La era de la protección se ha terminado en todos los sentidos del término. Cada ser humano va a estar frente a lo que fundamentalmente es, un ser de Luz. Hay que aceptarlo o rechazarlo. Pero no hay que quedarse con el culo entre dos sillas.

Más que nunca ahora, va a ser necesario afirmar las elecciones. Va a ser necesario decidir en su alma y consciencia lo que se ve. ¿Qué es lo que se ve? Se ve la Luz pero la Luz sin la tercera. O se quiere aun experimentar la tercera, se quiere aun experimentar el hecho de ir de pesca, el hecho de ser jardinero, el hecho de tener hijos, el hecho de hacer todo lo que hacéis desde hace 50 000 años, o si no, decidís que se ha terminado. Se ha terminado, vivo y acompaño a la Tierra en su nueva evolución de consciencia. Esto no quiere decir que yo abandone mi cuerpo. En absoluto. No quiere decir que me desinterese de la vida. Sino al contrario. Es una nueva forma de vida, una vida aun más viviente, aun más radiante porque es una vida en la Luz. Por eso las palabras maestras son no buscar un ser afuera. Quizá un modelo en alguna parte, si queréis, si tenéis necesidad de un modelo, pero yo os recuerdo que muchas personas han dicho que hacía falta matar los modelos, es necesario ir más allá del modelo. Es necesario ser uno mismo. Es necesario osar ser uno mismo. Es necesario osar decir, osar ser y no parecer. Es necesario estar en el ser y no en el tener. Es necesario ¡parar de hacerse ver por la sociedad tal como la conocéis! Es necesario unirse a la nueva sociedad de los seres de Luz. Lo que no se hace escapándose del cuerpo. Se hace estando aquí y ahora, estando perfectamente centrado, perfectamente lúcido. Afirmad vuestra Divinidad. Afirmad el ser de Luz que sois. Esto es muy importante. Todo lo demás vendrá a continuación. Pero estas son las dos condiciones previas: soltar y maestría. He hablado.

Pregunta: ¿Qué hay de las enseñanzas que distéis durante vuestra vida?

Querida amiga, la enseñanza que di durante mi vida, en particular la enseñanza que estaba ligada a la ciencia sagrada, es decir la kábala, ha sido verdad desde la eternidad, en todas las dimensiones. Lo que hay que abandonar, y ya en mi época no hablaba más, son los modelos religiosos, sean los que sean. Ahora ¿la enseñanza que he dado? ¿La adoración al sol? En mi época nos levantábamos muy pronto a la salida del Sol para ir a rezar, para admirar el Sol. Ahora puedo decir que con lo que viene, podéis quedaros al calor de vuestra cama o al fresco en el verano y pensar en el Sol y adorar al Sol así. Vuestro pensamiento tiene acceso directamente a la quinta dimensión así. En ningún caso pongo en causa lo que se dijo durante mi vida. Sin embargo, las condiciones no son las mismas en absoluto. Ya mi maestro, Bença Deunov, sabía que al final del siglo veinte llegaría este fenómeno de ascensión y elevación a la quinta dimensión. Esto no quiere decir que las enseñanzas que he dado o que otros han dado sean falsas. Simplemente, deben adaptarse totalmente a lo que ocurre en este momento. Las enseñanzas de Cristo, el más grande iniciado, son siempre verdaderas, no así las que ha dado la iglesia, sino las que él ha transmitido, él y sus apóstoles, siguen estando de actualidad. Igualmente, lo que yo dije sigue estando de actualidad pero simplemente no debéis encerraros en una capilla, en una enseñanza. Debéis pasar a vosotros mismos, a vuestra propia maestría.
Pero si queréis serviros de la enseñanza de tal o cuál ser vivo o muerto, ¡por qué no! A condición de permanecer lúcido sobre esta noción de maestría, sobre esta noción de soltar. Ahí está lo esencial. Todos los procedimientos técnicos que he puesto en marcha, sea con la danza, sea con las enseñanzas tal como hacía con diálogo, comunicación, como aquellas, siempre van a ir en el mismo sentido. Volveos lo que sois y no lo que otros quieren que seáis. Esto es muy importante. Todo lo que era de la ciencia sagrada, todo lo que salió de la kábala, no cambiará jamás, sean las que sean las dimensiones. Ahora, no hay que encerraros en un conocimiento sea el que sea. Hay que abrir, hay que crecer. Si la enseñanza os limita, abandonadla.

El mundo de la quinta dimensión es un mundo de libertad total pero también de franquear total. No hay lugar, acordaros, para el miedo. No hay lugar para las ataduras, no hay lugar para el ego. Lo que quiere decir que no es necesario encarnizarse matando el ego. No, hay que transcenderlo. Es necesario que el ego sea el receptáculo del alma. Es necesario que el alma invada completamente la personalidad a fin de que ésta sea aclarada y que realicéis el “yo soy”. Esto es lo que concierne a las enseñanzas. Toda enseñanza tiene una parcela de verdad. Hay enseñanzas que son eternas en todas las dimensiones. La enseñanza cabalística de la ciencia sagrada está más allá de la tercera dimensión porque se la encuentra hasta en la décimo octava dimensión, en la arquitectura de los planetas, los sistemas solares si lo preferís. Siempre hay una imagen en espejo hasta los planos más densos.

Ahora ¿las reglas que han querido ser instituidas en la fraternidad que he continuado llevando a término, después de mi maestro Bença Deunov? Hay un cierto rigor que apareció después. Evidentemente, como siempre. Mirad lo que han hecho con el mensaje de Cristo, lo que ha hecho la iglesia católica. Recordáis que el ser humano, en todo caso de la tercera dimensión, siempre ha tenido tendencia a querer poner a las personas en marcos, dentro de límites, de encerrarlos, tendencia a querer tomar el ascendiente, a tomar el poder sobre el otro. Es el propio principio del grupo social en la tercera dimensión. Solo es un juego de poder. En la quinta dimensión, esto es imposible.


Eso es. He hablado.

Pregunta: ¿cuál es el camino mejor para adquirir el soltar y la maestría?

Querida amiga, cuando hablas de camino imaginas una ruta, algo que hacer que toma un tiempo recorrer, emprender para ir de un punto a otro. Ahora, el soltar y la maestría no requieren una técnica. Son cosas que se hacen en el instante presente, instantáneamente. Es esto lo que tenéis dificultad para entender en la tercera dimensión. Se os han inculcado de tal forma las reglas, los modelos (sean los que sean, tanto en el plano de la vida de todos los días como en los planos espirituales), que hay dificultad en concebir que el soltar y la maestría, son cosas que se hacen en el instante y no a través de rituales y oraciones. Pero esta es una decisión que se toma. Evidentemente, no porque digáis “Yo soy Maestro, yo suelto” se va a producir de un día para otro. No hay camino. No es algo que se emprende una técnica más que cualquier otra. No es cuestión de encender una vela todas las tardes a las siete, o de arrodillaros en una alfombra cinco veces al día, o de volveros hacia la cruz y flagelaros. Eso no es la maestría. No está ahí el camino. Vosotros sois el camino. Pero ese camino es un camino que es instantáneo. No es un camino que lleva tiempo, sobre todo hoy. Es un camino que consiste en comprender eso, de una vez por todas decidir (en su mente, en el intelecto y después en espíritu y en verdad) que sois Maestros de vosotros mismos, que sois un ser Divino. Para la maestría, es extremadamente simple.

Para el soltar, quizá sea un poco más complicado, porque desde que estamos en la Tierra, en esta vida, se nos ha enseñado a depender siempre de esto o de aquello, de la educación, de las convenciones y en lo espiritual también, de ciertos modelos que habéis adoptado o que no habéis adoptado. Se trata de seguir las enseñanzas. Se trata de conformarse a algo existente. A partir del momento y esto entendedlo bien, a partir del momento en que se permanece atado a alguna cosa (aunque sea un modelo espiritual), no se puede acceder a la transformación total. Esto es muy importante metérselo en la cabeza, es decir que no se puede imaginar llegar a la iluminación por una vía, un camino que puede ser transitado, que puede ser algo largo, que será algo que tomará vías y vías. No, hoy la energía del Espíritu Santo, la Luz de la quinta dimensión, está ya a punto de infiltrar la Luz de la tercera dimensión, pero también el cuerpo. Ya he dicho la última vez: “Padre que se haga tu voluntad y no la mía”. Lo mejor para soltar es esto.

La maestría es un abandono. Comprended bien que es el abandono el que confiere la maestría y que la maestría confiere el abandono. Hay aquí una dinámica muy sutil entre abandonar y dominar. Ahora, el problema de la tercera dimensión es que vosotros no queréis abandonar lo que domináis. Y no queréis dominar lo que abandonáis. El problema está aquí. Cuando se está en encarnación (a causa de los miedos inherentes, en la constitución de lo que se llama el linaje, en la constitución de nuestras células incluso), el miedo está inscrito en el ser humano: el miedo de carecer, el miedo de morir, el miedo de esto, el miedo de aquello. Y el miedo implica esa noción esencial de dominar todo para, sobre todo, no tener miedo. Pero es necesario abandonar los miedos. Esto no se consigue fácilmente de un día para otro. Pero no hay un camino que sea mejor que otro. No obstante, es algo que debe plantearse en consciencia. En el momento que siento miedo ¿es miedo de qué? El miedo no está en el presente. Es una proyección de mi mente en el futuro. Me va a faltar esto. Me va a faltar lo otro. Me va a ocurrir esto, me va a ocurrir lo otro. No os lo voy a repetir porque lo sabéis ya, pero os ocurre lo que se proyecta ¡por supuesto! Hay que proyectar la maestría y el soltar, el abandono de los esquemas antiguos.

Lo que debe morir debe morir y lo que debe vivir debe vivir. La vida es eterna transformación. A partir del momento en que una cosa está paralizada, no vive ya. Hay que entender bien esto. Vosotros sois el camino. Vosotros sois la vía. Vosotros sois la verdad. Vosotros sois la vida. Solo vosotros podéis postular esto.


Después, podréis tomar todos los caminos que queráis. Podréis ir a una iglesia. Podréis encender velas. Podréis utilizar cristales, qué sé yo, lo que queráis. Pero lo importante es que algo ha decidido, aquí, en la consciencia, ahora: “Yo soy un ser divino”, “Padre hágase tu voluntad y no la mía”, “yo soy mi propio Maestro”. He hablado.

Pregunta: ¿podría hablarnos de los tres corazones en el trabajo de María?

Dejaremos a la Mamá expresarse sobre esto, si os parece bien. Pero lo que se llama los tres corazones, es el corazón físico, el corazón energético y el corazón espiritual. Hay efectivamente, a nivel de las estructuras importantes, una constitución trinitaria. Por ejemplo, cuando hablamos de los cerebros, en la tercera dimensión, tenéis tres cerebros. Tenéis el cerebro más antiguo que se llama paleo-cortex, ese que está asociado a la historia del descenso a la encarnación, al miedo. Tenéis después un segundo cerebro, el que experimentáis desde hace 50 000 años, el “yo”, el meso-cortex que está ligado de alguna forma, a la emoción, en sentido amplio. La emoción es lo que pone en movimiento. Es la sede del ego. Y después, tenéis lo que se llama el neo-cortex, el nuevo cortex. Éste no está en relación con la mente, al contrario de lo que algunos hayan podido decir, está en relación con la proyección en el futuro. Está asociado a la Divinidad. El miedo es una proyección que viene de vuestro cerebro más antiguo sobre vuestro cerebro más reciente.

A nivel del corazón, hay exactamente la misma estructura.

Tenéis un corazón físico que es el más antiguo, que os mantiene vivos, que está basado en un ritmo binario, que en medicina llamáis, yo creo, sístole / diástole, es decir contracción, o al revés poco importa, contracción / dilatación. Después tenéis un corazón, el segundo corazón que corresponde a lo que se llama Joya, la radiación de la Luz, que está en un ritmo de expansión permanente y que está ligado a las fuerzas etéricas. Éste, está en relación directa con la quinta dimensión. Después, tenéis el corazón espiritual propiamente dicho que corresponde a la chispa divina, lo que los tibetanos han llamado la gota roja, la gota blanca, es decir el átomo germen, el átomo espiritual.

La fusión de los tres corazones corresponde a la relación y la unificación previa al paso a quinta dimensión. Ahora, yo os diría que la estructura física que conocéis hoy, cuando se accede a quinta dimensión, pasa de un referente tres a un referente cuatro, es decir que vosotros tendréis cuatro cerebros y cuatro corazones. Si tomamos el ejemplo del corazón espiritual: el corazón espiritual sigue siendo el corazón radiante, en llamas. Por el contrario, el corazón físico se desdobla para tener un funcionamiento unitario. A nivel del cerebro aparece otro modo, más allá del neo-cortex, entre el neo-cortex y el meso-cortex, que se llama el lóbulo paralímbico que existe en los mamíferos superiores (ballenas, delfines). Éstos, tienen un lóbulo desarrollado que es la toma directa sobre el miedo que está inscrito en el cerebro reptiliano o el paleo-cortex, el cerebro más antiguo, pero que está vuelto hacia la felicidad. Es por eso que estos mamíferos siempre tienen tendencia a la alegría. Y como decís vosotros vulgarmente “besan todo el tiempo”. Esto es lo que se llama la fusión de los tres corazones que la Mamá hará pronto. Es un trabajo de poner en relación vuestra dimensión Divina con la dimensión física, pasando por la dimensión del alma.


Es un trabajo que efectivamente, os conferirá una cierta forma de maestría y de alegría también, porque también la alegría es importante. He hablado.

Pregunta: ¿y la alimentación en este marco de evolución?

Vamos a distinguir tres niveles si os parece bien, querida amiga: el nivel de la tercera dimensión a partir del momento en que hacéis el esfuerzo de la maestría y del soltar. Después, la transición. Y después hay un tercer nivel que ocurre cuando realmente se ha llegado a la quinta dimensión. Vamos a tomarlo en el otro sentido porque es más fácil. En la quinta dimensión, a partir del momento en que la vida está estabilizada en quinta dimensión, ya no hay más necesidad de alimentación, lo que explica que la mayoría de la raza, no los delfinoides sino humanoides que llegan a la quinta dimensión, no posean ya orificio bucal ni dientes. No hay más necesidad de alimentación en el sentido en que vosotros lo concebís, hay pues una atrofia del tubo digestivo que no tiene ya ningún interés. Sin embargo, ciertas razas que viven en quinta dimensión (no los humanoides sino los delfinoides, esta vez sí) conservan una cierta forma de alimentación que no es en absoluto vital, pero que permite el mantenimiento de una cierta densidad permitiendo su acción en la tercera dimensión.

Ahora, el periodo de transición es un periodo muy breve o el paso de la tercera a la quinta dimensión, en el momento del fenómeno ascensional, se acompaña de un fenómeno de catarsis, es decir donde el ser aparece como rígido, donde hay efectivamente un periodo (que se ha llamado por la Mamá, los tres días y las tres noches) donde ciertos humanos estarán en la Luz y otros en la sombra. No es la sombra y la Luz espiritual. Es la sombra y la Luz ligadas a la posición de la Tierra sobre la que os encontráis. Durante estos tres días ninguna alimentación es posible.

Y después hay ahora, hoy, la evolución presente para aquellos que se involucran en este camino de elevación. Evidentemente se deben evitar algunas cosas. Pero prefiero hablaros de lo que debéis preferir. Cada uno hará en función, no del intelecto sino de lo que siente en su vientre. Es esencial privilegiar todo lo que es verdura, todo lo que es fruta, accesoriamente los cereales pero solo accesoriamente y no todos. Pero la alimentación se hará esencialmente vegetariana. ¡Lo que no quiere decir que no tengáis derecho a haceros de vez en cuando una chuleta! Digo simplemente que se debe dar prioridad a este modo de alimentación. Como podéis notar, se quiera o no, los seres humanos ocupan cada vez menos tiempo en comer, comen cada vez menos. Durante mi vida, una comida estaba constituida de ciertas cosas. Había una entrada, un plato, un queso, un postre. Hoy, la mayoría de las personas (estén en casa o fuera) solo comen un plato. O si no, son comidas muy ligeras. O se come varias veces durante el día, pero no son verdaderas comidas. Es también una mutación que está en curso, incluso para esos que ni lo sospechan. Los que no sospechan, van a los restaurantes que vosotros llamáis los McDonald a comer carne.

Pero no obstante, el mejor soporte vibratorio de elevación de los cuerpos consiste en desintoxicar. Para eso es necesario limitar la ingestión de productos que llevan la impronta del sufrimiento, como los animales. Es una regla lógica. La ascensión vibratoria no puede hacerse sino a través del paso de cadenas de carbono a cadenas de núcleos de silicio, es decir de cuarzo. Y esto corresponde a una disminución de la alimentación de carne animal que contiene mucho carbono y proteínas para pasar a algo mucho más sutil en alimentación. Pero ahora no hay necesidad de privaros si tenéis ganas y necesidad de comer carne.

Pero si queréis elevar vuestras vibraciones, hay que adoptar un régimen de naturaleza vegetariana o vegana.

Entonces, hay algunos alimentos que son incluidos como biológicos, como la soja, que es la planta más anti-espiritual que exista pues crece, no hacia la Luz sino hacia la Tierra. Hay algunos cereales que han sido polucionados, como el trigo, que es el cereal más nocivo que exista porque ha sido enriquecido en pesticidas y nitratos. Y también está la leche. El ser humano no está hecho para beber leche de vaca. Sin embargo, hay que encontrar como decís vosotros, las fuentes de calcio, pero las tenéis en otros alimentos. Estas son las reglas alimentarias. Durante mi vida, yo decía que hacía falta comer muchas frutas, muchas verduras. Pero si coméis verduras que tienen pesticidas ¡es tanto como comer carne! Desgraciadamente en este planeta llegáis hoy a un nivel donde se puede decir realmente que todo está viciado, todo está polucionado. Pero uno no puede comer una hostia por semana, no todavía.

Pregunta: ¿con la evolución de la alimentación, se pueden perder los dientes?

No lo creo. ¡Si se pierden los dientes, es que hay un gran problema! En ningún momento, he dicho que la transformación iría así de rápido. El paso a quinta dimensión se hace con el cuerpo y los dientes aun están ahí. Aun hay para miles de años. El estado realizado de quinta dimensión es algo que llevará miles de años. Podemos hablar también de la evolución de los dedos. Es como si os dijera que en quinta dimensión, no hay más que cuatro dedos. Y que en ese momento me dijerais: “Yo no tengo más que cuatro dedos ¿es normal?” No, en absoluto. No tiene nada que ver.

Pregunta: ¿se puede llamar a la Luz en el agua?

El agua es ciertamente el soporte vibratorio más importante de la vida. Si hay un alimento (si se puede hablar de alimento para el agua) que puede ser elevado vibratoriamente, es el agua. Tenéis ciertos investigadores que han trabajado sobre el agua desde hace muchísimo tiempo ya. Tenéis seres que han dinamizado el agua de una forma o de otra.


Efectivamente el agua es un soporte de elevación de consciencia muy importante, a condición de liberar el agua de sus contaminantes naturales, en particular lo que se llaman metales pesados. Pero toda agua puede ser magnetizada por el magnetismo, por la Luz, por el sol. Es un soporte vibratorio de vida. Nosotros estamos constituidos de agua. Por tanto el agua es un excelente soporte de elevación de la vibración corporal pero también de apertura de la consciencia. He dicho.

Pregunta: ¿cuál es el pueblo que erigió los megalitos en Europa?

Los pueblos que erigieron esos megalitos no son pueblos, digamos que son los habitantes del lugar, en aquella época, que recibieron informaciones de seres llegados de diferentes sectores de la Atlántida en el momento de su destrucción y que recibieron como misión, de esos seres particulares, construir en Europa, megalitos en lugares telúricos, en ciertos casos, también según ordenaciones muy precisas (como tenéis en Inglaterra, pero también del otro lado, en Egipto). Todas esas construcciones, todas esas marcas de civilizaciones que fueron construidas por los pueblos autóctonos que vivían en ese momento, fueron erigidos bajo la influencia de los Maestros de sabiduría que se fueron de la Atlántica antes del gran cataclismo. No hay nada que se remonte a Lemuria. Todas esas grandes construcciones se remontan más o menos a 12 000 años antes de Jesús Cristo. Por tanto fueron construidas por los pueblos humanos que se encontraban en la Tierra, pero bajo la influencia de los Maestros Atlantes. He respondido, creo.

Pregunta: ¿es bueno hoy, seguir la geobiología sagrada?

Querido amigo, esos megalitos, los circuitos que tú llamas “sagrados” son una realidad. Sin embargo los niveles vibratorios que ponen en marcha los pueblos de la intra-Tierra y que comandan las redes magnéticas terrestres, han abierto lo que se llaman vórtices de energía. Esos vórtices no se apoyan sobre ninguna construcción existente. Participan también de la elevación a la quinta dimensión. Hay lo que es el pasado, hay lo que es el nuevo y hay lo que viene.
Lo que viene no está ya ligado a estructuras megalíticas europeas o de las pirámides, estén donde estén. Pero está la activación de esos nuevos vórtices. A veces, esos nuevos vórtices corresponden a las estructuras existentes pero hay vórtices que son creados en los lugares que no tienen ninguna relación con el pasado. Hay varios por todas partes en el mundo. Esos vórtices que se abren, son de alguna forma los nuevos chakras que, están directamente enchufados a la quinta dimensión. De alguna forma son puertas dimensionales que aun no están del todo construidas porque el periodo de la transformación aun no está terminado. Pero no obstante, esas puertas están a punto de activarse. Y los niveles vibratorios que tú encontrarás en esos lugares (los vórtices) son por otra parte más importantes que las redes sagradas que existen en otros lugares.

Sin embargo, lo repito, algunos de esos vórtices pueden apoyarse en estructuras existentes ¡pero con frecuencia no! Están situados en otra parte. Las puertas dimensionales son creadas por los pueblos de la intra-Tierra para permitir la red de la Tierra y el acceso a la quinta dimensión. No se construye la quinta dimensión sobre lo viejo. Es lo mismo para las redes sagradas. Es igual para la geobiología, lo que es viejo es viejo y lo que es nuevo es nuevo. Entonces ¿es bueno conservar esas redes sagradas? Sí, a título histórico, a título de sensibilización que permite la activación y la comprensión de los nuevos vórtices que vibran más allá de lo que tú puedes imaginar, o incluso puedes haber medido ya. Espero haber respondido con mis conocimientos.

Pregunta: ¿podría darnos información sobre la fecha de 2012?

La fecha de 2012 no es la fecha de paso a quinta dimensión sino que es la fecha límite. Si la Tierra no ha pasado a quinta dimensión antes de 2012, se ha terminado para la Tierra. No lo creo. 2012 es la realización total de lo que debe ocurrir, por tanto el paso a la quinta dimensión es antes del 2012.

Pregunta: ¿cuál es el rol de Francia en los años que vienen?

Dios sabe que durante mi vida había muchas profecías de nuestra Mamá ahí arriba que decían, yo creo, que Francia era la hija primogénita de la iglesia que jugaba un rol muy importante. Cuando se ve lo que pasa en Francia ¡se está lejos de ello! ¡Aquí ha debido haber un error de casting! Seamos serios, más allá de Francia hay una vibración específica de cada país y hay una vibración específica en cada pueblo. Pero esa es la situación de tercera dimensión. Entonces, efectivamente hay ejes mayores en Francia pero los hay también en América Latina. Por tanto, creed que en América central y en América Latina los vórtices son más importantes que los que existen en Francia.


Mucho más.

Las puertas de la intra Tierra no están situadas en Occidente. Están situadas del otro lado. Y esas puertas tienen un rol mayor que jugar en el paso a quinta dimensión. ¡Pero no pienso que Francia debe jugar ese rol redentor que va a salvar las naciones! Francia no llega a salvarse a sí misma. No hay que engañarse. Hay que ver en qué estado estáis en Francia. Desde aquí arriba, no es bonito verlo. Vosotros sois (yo no era francés por tanto puedo deciros) típicamente un pueblo marcado por el miedo totalmente. Entonces ¡que se dice que es la hija primogénita de la iglesia, sí! Porque la iglesia está marcada por el miedo. De acuerdo. Ahí, lo entiendo mejor.

Pregunta: ¿cuál es la relación entre Melquisedeq y la cordillera de los Andes?

El Gran Orionis (que vosotros llamáis Melquisedeq, el Anciano de los Días) ha realizado diferentes procesos, no de encarnación sino de walk-in, en este planeta. Ha marcado con su sello vibratorio algunos lugares. La cordillera de los Andes, hace mucho tiempo, con la primera Atlántida, era un lugar que fue visitado por el proceso de walk-in de Melquisedeq. El último walk-in que ha tomado la totalidad de la energía de Melquisedeq era mi Maestro Bença Deunov que ha creado la Fraternidad Blanca. Era casi la totalidad de la energía de Melquisedeq la que estaba en él. Entonces todos los lugares en que Melquisedeq ha dejado su huella de walk-in son lugares muy cargados de energías de décimo-octava dimensión.

El rol actual de la cordillera de los Andes se situaría, yo diría, a medio camino entre lo que pasa en las montañas, todas las montañas sagradas del planeta, tanto en China (que son muy poco conocidas en Occidente) como del lado de América Latina. En esos pasos montañosos de la cordillera de los Andes y también en las cadenas montañosas situadas en América del Sur (también en Brasil) hay importantes puertas dimensionales por dónde emergen (de la intra-Tierra y no del cielo) las naves que se ven en esos países. He respondido.

Pregunta: ¿las evoluciones físicas ligadas a la quinta dimensión están en curso?

Las transformaciones físicas han comenzado ya desde hace tiempo. A partir del momento en que nuestra galaxia ha pasado bajo la influencia del Sol central que viene de Sirio, en agosto de 1987. Desde esta época y, en particular desde el periodo de agosto 1987 a agosto de 1999, un periodo de doce años que ha representado los doce trabajos de Hércules, la activación de las doce puertas ligadas a la influencia de esa radiación particular preparatoria a la quinta dimensión. Y sí, efectivamente, los cuerpos se transforman para aquellos que acepten esta dimensión nueva, en particular a nivel de la vascularización, a nivel del cerebro, a nivel de la consciencia pero también a nivel de los cuerpos, hay modificaciones que ocurren. Aun no se pierden los dientes.

Pero no obstante hay modificaciones muy importantes que ocurren en el cerebro pero también en el corazón, en el timo, en el páncreas. Esas zonas están sometidas a radiaciones electromagnéticas mucho más importantes que en las que se hayan producido en los 50 000 últimos años. Todo esto está pues, a punto de cambiar desde hace casi veinte años. Las modificaciones se encuentran también a nivel biológico, a nivel sanguíneo, pueden ser referenciadas y han sido referenciadas por algunos científicos en Rusia y en Canadá. No creáis que los seres que están al mando en el planeta, no saben lo que está pasando. Son muy conscientes. Ahí está el problema. Entonces esta mutación está en curso a nivel celular, todavía no a nivel del ADN. Aun no habéis recuperado el ADN de la quinta dimensión.

Pero las modificaciones en el páncreas y en el corazón son muy importantes. El páncreas es un órgano muy importante. Es el que distribuye la energía en el cuerpo, la energía electromagnética, no cósmica, no magnética sino electromagnética que penetra por el páncreas, por el chakra del páncreas. El páncreas es un órgano místico, igual que el corazón, que el cerebro. El cambio dimensional concierne en primer lugar al páncreas porque es el que se encarga de metabolizar la energía del Espíritu Santo que ha llegado de Sirio. Ésta penetra por la cabeza y si no es metabolizada por el páncreas, en ese momento, no puede haber transmutación de la energía y por tanto de los niveles celulares. El páncreas es un órgano que está ligado a la noción de centro. Tenéis un centro en la cabeza. Un centro en el pecho. Tenéis un centro en el páncreas. Es muy importante. El páncreas siempre ha jugado un rol muy importante en el paso dimensional.

Lo que se llama bazo es también bazo/páncreas o páncreas/bazo, como dicen los chinos, yo creo. Es exactamente el mismo órgano a nivel simbólico. El bazo es el que filtra la sangre. La sangre es el símbolo de la vida. El corazón bombea la sangre. El cerebro toma la sangre y la transforma en otra cosa y toma oxígeno de la sangre, el azúcar de la sangre. El páncreas regula el azúcar. El bazo/páncreas es exactamente la misma zona, es lo que se llama la región del chakra del bazo, o chakra del páncreas. Es lo mismo. He hablado.

Pregunta: ¿qué hay del hígado?

El hígado, querida amiga, es la sede del alma, no la que está en el corazón, sino la que los chinos llaman, lo que nosotros también llamamos en mística cristiana, el alma vegetativa, es decir la que está ligada al renacimiento, a las emociones. El hígado es el órgano que corresponde a la previsión, a la anticipación pero también a las emociones. No hay un rol en sentido espiritual como los tres órganos de los que hemos hablado (corazón, páncreas, cerebro). El hígado es un regulador pero es el símbolo del alma vegetativa. ¡Quizá paramos ya con los órganos!

Pregunta: ¿el dodecaedro está relacionado con la quinta dimensión?

Totalmente, querido amigo, también con el iso-dodecaedro. Nosotros tenemos ciertas formas. Como decía, la Luz es hexagonal en la quinta dimensión. No son glóbulos de prana. En la quinta dimensión, la Luz se ordena de manera perfecta, cohesiva sin intersticio de sombra entre dos partículas que se ordenan o varias partículas de Luz que se ordenan. La Luz es una forma hexagonal. Con los hexágonos, nosotros constituimos una entidad total de Luz. A partir del momento en que tenemos doce hexágonos.

Es totalmente posible, con formas geométricas perfectas de las que forma parte el dodecaedro, acercar ese estado multidimensional que es la quinta dimensión. Es un mundo de perfección. Sin embargo, acordaros siempre que lo más importante está en el interior. No en el exterior, en las herramientas. Lo más importante es el abandono. Es el soltar, la maestría. Después, hacéis lo que queráis. Pero no con contéis con una herramienta (sea física, alimentaria, onda de forma, etc.,) que os haga acceder a la quinta dimensión. Acercaros, sí.

Pregunta: ¿en esa dimensión, el simple hecho de pensar en una música hace que exista o es necesario usar instrumentos mediadores?

Cuando llegamos a quinta dimensión, todo se hace música. La ordenación de la Luz es una música. Los pensamientos son una música. Las vibraciones que son emitidas por los movimientos de la Luz son notas de música. Acordaros, se habla de la “música de las esferas”. El mejor ejemplo que se pueda dar en quinta dimensión, son las músicas emitidas por las ordenaciones de la Luz. Pero también cuando las entidades individuales se agrupan en doce o en veinticuatro. En ese momento, crean lo que vosotros llamáis “la música de las esferas” en la tercera dimensión que describen algunas personas que han tenido experiencias místicas. Es como si hubiera violines que tocaran por miles, al mismo tiempo que los coros de niños. Son músicas creadas por la Luz. La música se crea y se genera espontáneamente. No hay esfuerzos creativos que hacer, como ocurre en la tercera dimensión. La música es algo que se autogenera a partir del momento en que lo pensáis. A partir del momento en que hay ordenación de la Luz hexagonal en ciertas formas, hay emisión de música.


Hoy sabéis que cuando hay cambio en ciertas formas, hay emisión de energía en las células. El cambio de forma se acompaña de una emisión de Luz, de fotones. Y cuando vosotros sois Luz, lo que emitís es una vibración sonora. Hay una especie de inversión en este nivel. Pero no hay instrumentos de música en el sentido en que vosotros lo entendéis. Pero sin embargo hay música.

Pregunta: ¿se anuncia para el próximo mes de abril una efusión de energía Cristica?

La energía crística está aquí, en todo momento. El Espíritu Santo está aquí en todo momento. La luna llena de Tauro en el mes de abril, corresponde efectivamente a un descenso de la energía Crística. El periodo pascual como todos los años. La energía Crística está muy presente, la energía búdica también, la energía de los Maestros, la energía de la intra-Tierra. Si supierais el número de seres de Luz que están aquí para ayudar a la Tierra a prepararse para el parto de la Tierra, y a prepararse para vuestros partos, también. Son muchos más que los que estáis encarnados en la Tierra ahora. Vosotros sois quizá seis o siete millones. Ellos son veinte, treinta, cuarenta millones de seres de Luz que están aquí. Entonces, decir que el próximo mes, en una fecha precisa, habrá un descenso de energía Crística… entended que habéis entrado en un proceso de activación y de elevación de la consciencia pero también de activación y elevación de la vibración. Todo va muy rápido.

Todo va a ir cada vez más rápido. Tanto para la sombra, como para las manifestaciones que están relacionadas con la acción de soltar y los seres humanos, pero también las sociedades, mirad los países que no aceptan que lo viejo muera, que no aceptarán que la Luz eclosione. Pero esto forma parte del juego. Entonces, efectivamente, desde ahora, tenéis ante vosotros, en muchos países, lo que veis. Recordad lo que os decía con mi primera intervención aquí entre vosotros: todo lo que pasa en el exterior, es lo que pasa en el interior (las revueltas, los seísmos, las mareas, las violencias, los virus). Todo esto son las resistencias a la aparición de la quinta. Algunos dirán también que es una limpieza. Limpieza indispensable a la elevación del planeta. Efectivamente el mes de abril es un mes muy importante pero cada minuto es muy importante.
Los acontecimientos que vivís son únicos. Solo se producen cas 50 000 años. Es un acontecimiento esperado desde hace muchísimo tiempo, esperado pero redouté también. Por eso conviene encontrar su serenidad, abandono, soltar, maestría “Que se haga la voluntad del padre”. Ahí está la enseñanza verdaderamente, la vía, el camino como decís vosotros. Es el único camino. Ese camino no se entorpece con viejos modelos, agotados, o aun de actualidad. Es necesario ir a lo esencial, al corazón de las cosas. El corazón de las cosas es esencialmente simplicidad. No compliquéis lo que es simple. No construyáis quimeras. Basta simplemente con abrirse.


La energía Crística, está ahí. El Espíritu Santo está ahí, desde hace casi veinte años para todo el mundo. No hay karma que valga en esto. No hay familia que valga en esto. No hay sociedad que valga en esto. Hay que osar ser uno mismo. Y ser uno mismo, es ser Dios. Lo repito una vez más. Y terminaré con ello.
Queridos amigos, os doy las gracias por vuestra atención. Y espero volver a veros muy pronto para comunicar. Me agrada mucho dialogar con vosotros. Os aporto toda mi bendición y todo mi amor. Abríos a la emergencia de la Luz en vosotros y en este planeta. Sed bendecidos y, hasta pronto.

www.autresdimensions.com
Trad. S.M. http://mensajes-del-espiritu-2010.blogspot.com

No hay comentarios:

Publicar un comentario

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...